Viaje al Centro del Universo. Parte 14: Viaje al Inframundo

La cueva

El libro afirmaba que cerca de Oxkintok existía una cueva donde los primeros mayas hacían las ceremonias para iniciar a sus h-mem,  sus sanadores o chamanes.  La cueva se llama Aktun Usil. Aktun viene de las palabras Ak, caparazón de tortuga y tun, piedra, así que significa el caparazon de piedra.
Entrada de la cueva Aktún Usil, donde los 
mayas hacían los rituales de iniciación a
sus h-mem o chamanes
Han pasado casi tres semanas desde que comenzó nuestro viaje. A pesar de llevar muchos días durmiendo poco y caminando de sol a sol, mi mente está más clara y tengo más energía cada día.

Hemos llegado a la entrada de Oxkintok, una ciudad maya que descubrí en un libro que leí hace varios años.

Este libro decía que cerca de Oxkintok existía una cueva donde los primeros mayas hacían los rituales de iniciación de sus h-mem; sus sanadores o chamanes.

En mis dos viajes anteriores intenté encontrar un guía para visitar esta cueva sin éxito y decidí no buscar más. La cueva se llama Aktún Usil o caparazón de piedra. Aktún viene de las palabras ak, caparazón de tortuga y tun, piedra.

Cuando vamos a entrar a Oxkintok, veo una mujer sentada en su motocicleta a la sombra de un árbol. La mujer se acerca y se presenta como guía turística, su nombre es Lourdes de Jesús. En su mano lleva un cuaderno decorado con fotografías de una cueva. No hay duda, algo dentro me dice que he encontrado Aktún Usil. En el momento en que decidí parar de buscar la cueva, la cueva me encontró a mí.

Es la tercera vez que visito esta ciudad. Las dos veces anteriores lo hice en la búsqueda de Aktun Usil. Pregunté a muchas personas en hoteles y pueblos cercanos sin éxito. Tras estos dos fracasos me di por vencido y decidí no buscar más.  Frente a nosotros veo una mujer sentada en su motocicleta a la sombra de un árbol. Cuando me acerco ésta se presenta como guía, su nombre es Lourdes de Jesus. En su mano lleva un cuaderno decorado con las fotografías de una cueva. Algo dentro me dice que se trata de la cueva que he buscado desde hace años. En el momento en que decidí parar de buscar a la cueva, la cueva me encontró a mí.
Con Lourdes de Jesús entramos en la
cueva maya de Aktún Usil
Lourdes se  monta en su motocicleta y se pierde en un carril de tierra. Reaparece de nuevo entre el polvo haciendo señas para que la sigamos.

A pesar de tener más de treinta años esta mujer se mueve como si tuviera quince. Los mayas son personas llenas de energía y de vitalidad.

Tras unos pocos minutos llegamos a un árbol y estacionamos el coche. Caminamos por un sendero rojo marcado con dos hileras de piedras blancas, hace mucho calor y un hermoso lagarto de un color verde aprovecha para tomar el sol en la tierra roja.

En ese momento somos testigos de algo extraordinario: ¡Las mariposas vuelan echando chispas!. Volando en pareja las mariposas chisporrotean provocando un sonido parecido al de los cables eléctricos al rozarse.

Lourdes nos ve con la boca abierta observando a las mariposas "eléctricas" y nos dice que"echan chispas porque este lugar está lleno de energía, está cargado de poder porque es un lugar sagrado de nuestros abuelos los mayas". Con el espectáculo del amor chisporroteante de las mariposas entramos a la cueva.

Los guardianes

Antes de entrar, nuestra guía nos pide que no toquemos nada y respetemos el lugar. Insiste en que no tomemos ninguna piedra por pequeña que sea, "no debemos enfadar a los guardianes". Perder al respeto a los lugares sagrados puede ser peligroso.  Antes de entrar a la caverna, siguiendo el rito maya, Lourdes pide permiso a los guardianes para realizar nuestra visita. Nos dice que los antiguos mayas dejaron poderosos espíritus invisibles para que protegieran estos lugares.  En la entrada hay enorme roca de color verde. Completa parece una boca de ave o serpiente, y en su mitad superior se ve un ser con cabeza cuadrada y alargada. Su dentadura parece la de un esqueleto.
Guardián situado en la entrada de la 
cueva Usil. Completo parece una boca 
de ave o serpiente. En la mitad superior 
hay ser antropomorfo con cabeza 
cuadrada y alargada. Su dentadura
es como la de un esqueleto. Es el 

guardián de la entrada de la cueva 
maya de Aktún Usil
Antes de entrar, nuestra guía nos avisa que no toquemos nada y respetemos el lugar. Nos pide que no tomemos ninguna piedra por pequeña que sea, "no debemos enfadar a los guardianes ni perder el respeto a este lugar sagrado, hacerlo puede ser peligroso".

Antes de entrar a la caverna, siguiendo la costumbre maya, Lourdes pide permiso a los guardianes de la cueva para poder visitarla. Nos dice que los antiguos mayas dejaron poderosos espíritus invisibles que protegen estos lugares.

En la entrada hay una enorme roca de color verde. Dependiendo de la perspectiva, la piedra parece una cara alargada, su boca parece de ave o de serpiente. Se ve también a un personaje con una gran cabeza cuadrada y alargada.

Dentro de la caverna hay una gran cantidad de figuras creadas por la naturaleza y restos arqueológicos. Con la linterna nuestra guía ilumina signos mayas pintados en rojo en el techo de la cueva.

Hay dos guardianes de piedra de gran tamaño a cada lado de nosotros, son dos figuras humanas enormes e imponentes que cuando se las alumbra con la linterna desaparecen.
Otros dos guardianes de gran tamaño guardan el centro de la cueva, dos figuras humanas grandes e imponentes que cuando se las alumbra con las linternas desaparecen.  Más adelante vemos dos figuras grabadas en la piedra con representaciones de dos animales sagrados: un venado y un mono araña.
Un mono araña y un venado 
en la cueva maya Aktún Usil

Hay también dos figuras grabadas en la piedra con representaciones de animales sagrados: un venado y un mono araña.

Pasamos a un pequeño espacio donde apenas cabemos los cinco que formamos el grupo. Ahí Lourdes nos muestra un falo de barro resguardado por otro guardián, una extraña cabeza cuadrada.

Nos cuenta que el falo de barro se coloca en las cuevas para simbolizar la fecundación de la tierra. A unos metros hay otra piedra con un circulo grabado que representa la vagina de la mujer. Estos símbolos se usaban para las ceremonias de unión de las parejas.

Nos cuenta que este falo de barro lo colocaron en la cueva para fecundar de forma simbólica la tierra. A unos cuantos metros de este pene de barro nos muestra una piedra grabada con un circulo que representa la vagina de la mujer. Estos símbolos se usaban para las ceremonias de unión de las parejas.Cuando las niñas cumplían trece años, las traían a la cueva para quitarles la concha que cubría su parte íntima. La madre cortaba el hilo del que pendía la concha y colocaba a su hija una faldilla.  Después de colocarle la faldilla, cuando la niña tenia su primer ciclo menstrual, se la consideraba mujer y ya podía ser dada en matrimonio.  De esta tradición proviene el hecho de que en muchos lugares de Mesoamérica al sexo de la mujer se le llame "concha".
El falo se colocaba en la cueva representando la
fecundación de la tierra. A unos metros otra
piedra con un circulo que representa la vagina
de la mujer. Estos símbolos se usaban en los
rituales de unión de parejas. Cueva Aktún Usil
Cuando las niñas cumplían trece años las traían a la cueva para quitarles la concha que cubría su parte íntima. La madre cortaba el hilo del que pendía la concha y colocaba a su hija una faldilla.

Después de colocarle la faldilla, cuando la niña tenia su primer ciclo menstrual, se la consideraba mujer y ya podía casarse.

De esta tradición proviene el hecho de que en muchos lugares de Mesoamérica al sexo de la mujer se le llame "concha".

Para que comprendamos el poder de los guardianes, Lourdes nos cuenta una historia que sucedió a un visitante de Bonn, Alemania que visitó la cueva con su familia. Aunque le avisaron que no cogiera nada, el joven creyó que la advertencia era superstición y se llevó una piedra sin permiso. Una semana después, ya en Alemania, el joven murió de unas fuertes calenturas.

Lourdes comenta que las personas que no respetan los lugares sagrados pueden sufrir accidentes o incluso "te da una santísima calentura y no te puede curar un medico, sólo un h-mem, sabio, curandero, te quita ese mal viento que cargas. Si tomas algo tienes ocho días para devolverlo, si no, mueres."

Entramos a un pequeño hueco donde cabemos justos los cinco que formamos el grupo. Ahí Lourdes nos muestra un falo de barro resguardado por otro guardián: una extraña cabeza cuadrada.  Nos cuenta que este falo de barro lo colocaron en la cueva para fecundar de forma simbólica la tierra. A unos cuantos metros de este pene de barro nos muestra una piedra grabada con un circulo que representa la vagina de la mujer. Estos símbolos se usaban para las ceremonias de unión de las parejas.
Guardián de la cueva maya Aktún Usil
Ella supo que el joven había muerto porque semanas después su familia regresó desde Alemania para devolver la piedra.

Para la devolución se buscó un h-mem, un curandero o yerbatero, que hizo un ritual y la devolvió a su lugar.

Cuando el h-mem vio la piedra, comentó que el infortunado visitante había muerto por tomar sin permiso el juguete de un alux y que por no haber pedido permiso el duende le echó un "mal viento" que lo mató.

Oyendo esta historia, sin importarme si es cierta o no, me tranquiliza pensar que yo siempre respeto los lugares a donde voy y nunca tomo lo que no me pertenece.

Nuestra guía

Lourdes de Jesús, como los mayas antiguos, es una fuente inagotable de sabiduría. Con la humildad del que comprende la vida desde la experiencia y no desde la teoría, esta fascinante mujer comparte con nosotros la sabiduría de sus antepasados.

Mi hermano Diegosax iluminado por un rayo de sol en la cueva maya de Aktun Usil
Mi hermano Diegosax iluminado por un rayo
de sol en la cueva maya de Aktún Usil
Somos testigos, también, de su gran amor y su profundo respeto hacia la madre naturaleza. Pero para describir mejor a Lourdes comparto algunas de sus palabras:

"Nuestros mayas fueron buenos en todo. Sabemos que los mayas inventaron el cero y gracias a eso existen las computadoras, sin el cero, nada. Yo les digo a los mayas de aquí, de Yucatán, que no se averguencen de hablar maya, que lo hablen, que sean ellos, llevamos la esencia, somos de origen maya. ¿Que si hubo un mestizaje? Sí, hubo, nadie lo puede negar; pero tus raíces debes tenerlas.

A mi me preguntó una vez un norteamericano: ¿Te averguenzas de ser maya? Y, con el debido respeto que ustedes se merecen, yo le contesté: Estaría yo loca si niego de mis raíces, estaría yo demente si digo que yo no soy de origen maya, mis rasgos son mayas, mis pómulos saltados, mis ojos rasgados, mi cabellera café, nuestros ojos son café, nuestra piel es café, no me puedo avergonzar porque nuestros mayas fueron grandes en todo. 

...La rotación sinódica de Venus; ellos perfectamente supieron en que tiempo venus aparece en un tiempo determinado a través del sol y en que tiempo daba su rotación, su tiempo de volver a aparecer en este punto....No podemos nosotros decir que no fueron grandes. Fueron grandes en todo.

¿Que colapsó(la civilización maya)?, ¿que desaparecieron?. Sí, muchos lo dicen, nuestros mayas en su afán de construcción, por edificar obras monumentales, ellos agarraron mas de lo que les estaba dando la madre naturaleza,  devastaron , deforestaron...Porque para obtener una tonelada de cal...tenían que utilizar cuatro toneladas de maderas que apilaban, y arriba le ponían las piedras para que cuando amaneciera, esas piedras ya estuvieran convertidas en cal que les servía para mezclar sazcab con cal, y formar un mortero para pegar las piedras.

Muchos me dicen: ¿Pero si eran muy inteligentes cómo es que hicieron eso? Pues ellos no sabían que agarrando mas de lo que les daba nuestra naturaleza ellos iban a modificar su medio ambiente y de hecho lo hicieron, hubieron sequías que duraron cinco, tres y diez años, y lo comprueba una estalactita que se encontró en una cueva de Tixcococ. Se hicieron estudios paleoclimáticos y arrojan que hubieron esos tres tiempos de sequías, entonces habiendo sequías hubo hambres, hubo guerras, hubo enfermedades, hubo muertes y colapsó y desaparecieron." 

Oyendo estas palabras pienso en nuestro mundo. La sociedad industrial europea, cegada por la ignorancia y la codicia, está acabando con los recursos naturales y parece dispuesta a cometer los mismos errores que cometieron los mayas.

La serpiente

Una lagartija verde toma el sol cerca de la cueva Aktun Usil
Una lagartija verde tomando 
el sol cerca de la cueva Aktún Usil
Los chillidos de los murciélagos y el sonido de las gotas que caen de las estalactitas milenarias adornan las historias que nos cuenta Lourdes.

Nos dice que la serpiente de cascabel es un calendario viviente y que sumando sus escamas obtenemos los días del año y otras cifras relacionadas con los ciclos de la naturaleza.

Según la creencia maya, si una mujer toca a una cascabel aprenderá instantáneamente a hacer la puntada de cruz.

Si la mujer está embarazada, el animal la inmovilizará mientras que el bebé adquiera toda su sabiduría. La mujer no podrá moverse hasta que la serpiente se haya alejado y el niño crecerá siendo un hombre sabio.

Según la tradición maya las cuevas están protegidas por la serpiente mítica, la Tzu Can. En maya Tzu significa mechón de pelo, y can, serpiente. La Tzu Can es peluda y tiene cabeza de caballo.

Nos cuenta Lourdes que un día, cerca de la cueva, un cazador perseguía a cuatro cerdos de monte. Había matado ya a tres pero el cuarto se escapó y se refugió en la cueva. Los aluxes, los duendes, no veían bien que el cazador matara a toda la familia así que avisaron a la serpiente Tzu Can que se puso en la entrada de la cueva. Al ver a la enorme serpiente peluda el cazador huyó aterrorizado hacia el pueblo y nunca más ha vuelto a cazar por estos lugares.

A todas las serpientes Tzu Can le crecen alas cuando son viejas; unas alas que usan para volar hacia el mar, el lugar donde todas van a morir.

El Agua

A uno de los lados de la cueva nuestra guía ilumina con una linterna un jaltum, que significa en maya "oquedad en la piedra,". Se trata de un recipiente de piedra donde caen las gotas de una estalactita. Esta agua sagrada regalo de la tierra es la que los h-mem o chamanes usan para sus ceremonias.
Nuestra guía ilumina con una linterna
un jaltum, en maya "oquedad en la
piedra,". Se trata de un recipiente de
piedra donde caen las gotas de una
estalactita. Esta agua sagrada, regalo
de la tierra, es la que usan los h-mem
o chamanes para sus ceremonias
A uno de los lados de la cueva, Lourdes ilumina con su linterna un jaltum, una pila que almacena el agua que cae de las estalacticas. Jaltum significa en maya "hueco en la piedra".

Este jaltum guarda el agua sagrada. Agua pura y regalo de la tierra que los h-mem o chamanes usan para sus ceremonias.

El agua es para los mayas, como para otras civilizaciones antiguas, uno de los elementos más sagrados. Esta veneración tiene mucho sentido ya que nuestros cuerpos están formados de agua y sin ella no podemos sobrevivir.

La civilización europea occidental, ignorando esta sabiduría ancestral, ha creado un sistema económico que está contaminando gravemente los ríos y los mares de nuestro planeta. Este sistema basado en la industria está envenenando el agua de la que depende nuestra propia vida.

En una de sus muchas formas de veneración al agua, los mayas representan a la diosa Ixchel regando la tierra con un cantaro desde el cielo. El agua que cae de las estalactitas se llama "suhuy ha", suhuy significa virgen y ha significa agua. El h-men usa esta agua virgen para preparar el sacab, bebida que se ofrece al dios Chaac, el señor de la lluvia y el viento.

El ritual maya de purificación con el agua virgen, suhuy ha, en la cueva Aktun Usil en Maxcanú
El ritual maya de purificación 
con el agua virgen, suhuy ha
Cueva Aktun Usil, Maxcanú
Con el agua sagrada se purifican a las parejas antes del matrimonio y se bautiza a los recién nacidos según el rito maya.  

Diego de Landa, personaje religioso que pasará a la historia por destruir gran parte de la historia del pueblo maya, cuenta en su libro Relación de las Cosas de Yucatán que los mayas: "...conocían el ritual del bautismo. A todos los recién nacidos los purificaban con el agua."

Después de pedir permiso de nuevo a los guardianes, Lourdes llena un pequeño jarro y todos bebemos unas gotas del agua sagrada. El jaltun, la pila sagrada, brilla iluminada por la linterna.

Usando el mismo jarro lleno de agua virgen, Lourdes nos rocía la cabeza con unas gotas de suhuy ha, agua virgen pura regalada la tierra.

Para la sociedad industrial estos rituales son simples supersticiones y hoy para las empresas no hay nada sagrado, por eso las fábricas y ciudades contaminan los rios y los mares sin ningún control. 

Observando el agua pura que cae de las estalactitas comprendo que el ser humano, cegado por su ambición, ha olvidado una enseñanza ancestral muy importante: Que el agua es sagrada porque sin ella no es posible la vida.

El inframundo
Las cuevas mayas como Aktun Usil, se consideraban puertas a Xibalbá, el inframundo. Lugar que representaba la muerte y la enfermedad como parte del camino que todos tenemos que recorrer.  Cuenta el Popol Vuh, o Libro del Consejo, que en el Xibalbá se celebró el juego de pelota entre los gemélos divinos Hunahpú e Ixbalanqué y los Ajawab, los señores del inframundo.
Saliendo de la cueva maya de Aktún Usil, Yucatán
tras nuestra visita al Inframundo o Xibalbá

Las cuevas mayas como Aktún Usil, se consideran puertas a Xibalbá, el Inframundo. Este lugar representa la muerte y la enfermedad como parte del camino que todos tenemos que recorrer en la vida.

Cuenta el Popol Vuh, o Libro del Consejo, que en el Xibalbá se celebró el juego de pelota entre los gemelos divinos Hunahpú e Ixbalanqué y los Ajawab, los Señores del Inframundo.

Este juego, el Pok Ta Pok, enfrenta a los eternos opuestos, al día y la noche, a la luz y la oscuridad, a la vida y a la muerte.

El h-mem, el chamán, debía descencer a estas cuevas a enfrentarse con su propia oscuridad interior, debía vencerse a sí mismo. Igual que una larva permanece en el capullo para salir transformada en mariposa, los h-mem permanecían en estas cuevas sólos hasta que terminaba su iniciación.

La cueva representa el círculo de la vida y la muerte, el hombre debe pasar por la oscuridad y bajar al inframundo para después de un tiempo volver a la luz y renacer.  Para nosotros, igual que estos antiguos sacerdotes, el viaje a Xibalbá termina y nos toca volver a la luz y renacer.
Cueva maya Aktún Usil en Maxcanú, Yucatán
La cueva de Aktún Usil representa el círculo de la vida y la muerte. La persona entra al Inframundo, a la oscuridad, para después volver a la luz y renacer.

Para nosotros el viaje a Xibalbá terminó. Agarrándonos a las raíces de un árbol enorme salimos a la superficie por un espacio estrecho.

Con un fuerte sol y las mariposas echando chispas sobre nuestras cabezas nos despedimos de Lourdes de Jesús y ponemos rumbo a nuestro siguiente destino: La Ciudad Invisible.

A continuación un audiovisual sobre el Pok Ta Pok, el juego de pelota maya.



Lugares recomendados
Cueva de Aktun Usil
Ciudad Maya de Oxkintok
Cuevas de Calcehtok

Para visitar la cueva de Aktún Usil puedes preguntar en la ciudad maya de Oxkintok por Lourdes de Jesús o puedes contactarla en los teléfonos 9971322228 o 9971133910. Es posible que Lourdes esté dentro de la cueva y no te pueda contestar. Por esto podría suceder que tuvieras que hacer varios intentos para localizarla.

Puedes visitar esta cueva desde Mérida, pero es mucho mejor hacerlo desde Santa Elena. En este pequeño pueblo podrás estar más en contacto con la naturaleza y el mundo maya.  Desde Santa Elena podrás visitar también Oxkintok, Calcehtok, Uxmal y la Ruta Puuc.

Además de los destinos más conocidos cerca de Santa Elena, hay otras opciones menos turísticas como la ciudad maya de Noh Pat, un lugar que está aun por excavar. Como base para visitar estos lugares te recomiendo el Flycatcher Inn Hotel Boutique, que además de toda la información que necesites te ofrecerá una gran oportunidad para observar aves.

Flycatcher Inn Hotel Boutique (Santa Elena)
Restaurante el Chac Mool (Santa Elena)
Panaderia La Virgen Morena (Santa Elena)
Zona arqueológica de Uxmal
Ruta Puuc


Fuentes consultadas y adicionales
La serpiente que cuida los cenotes mayas
Relación de las Cosas de Yucatán
El Popol Vuh (Libro del Consejo)
El juego de pelota en Mesoamérica

Este diario recoge algunas historias y reflexiones sobre cosas que me pasan en este misterioso viaje que es la vida. Desde la posición de un observador registro algunas situaciones que se presentan ante mí.

Aunque lo intente, mi observación no siempre será acertada, muchas veces estará limitada por mis creencias y condicionada por mi forma de ver el mundo.

Aunque las historias que aparecen en este blog están basadas en hechos reales todas deben ser consideradas cuentos fantásticos. La realidad, para bien o para mal, es sólo una percepción y siempre está condicionada por nuestras creencias y nuestra imaginación.